Ordena tu armario antes de ir a las rebajas

Ordena tu armario antes de ir a las rebajas

¿Tienes el armario lleno de ropa pero a menudo te ves en la odiosa situación de no tener nada que ponerte? ¿No vas a las rebajas porque ya no cabe ni un alfiler en tu guardarropa? Pues entonces ha llegado el momento de hacer una limpieza a fondo en tu armario y deshacerte de toda esa ropa que en realidad no te pones y que está ocupando espacio de forma inútil. Líbrate de tu apego hacia todas esas prendas a las que sabes que no vas a sacarle ningún partido y te aseguramos que, no solo no te arrepentirás, sino que además sentirás que te has quitado un gran peso de encima.

¿De qué prendas me tengo que deshacer?

Cada temporada te propones conseguir un fondo de armario de calidad con el toque adecuado de tendencia, pero al final las gangas te ganan el pulso y acabas comprándote ropa que, por un motivo u otro, sabes que no vas a ponerte. Deshazte sin remordimientos de:

  • Toda la ropa que no sea de tu talla. Hay que ser realista, no sirve de nada tener unos vaqueros de la talla treinta y ocho con la etiqueta colgando y sin estrenar si habitualmente usas una cuarenta y dos. Está comprobado, no sirve de nada comprarte ropa para cuando adelgaces. Compra siempre en tu talla actual, y si pierdes peso entonces tendrás la excusa adecuada para renovar tu vestuario.
  • Ropa que hace más de dos años que no te pones. No te engañes, si no te la has puesto en todo este tiempo tampoco lo harás este año.
  • Ropa que ni siquiera recordabas que tenías. Si al hacer la limpieza aparecen prendas que ya ni recordabas, esa es la señal inequívoca de que nunca debieron atravesar las puertas de tu armario. Puedes hacer alguna excepción si entre estas pequeñas sorpresas encuentras algo que sea tendencia justo ahora, siempre y cuando de verdad vayas a utilizarlo.
  • Prendas deterioradas, sobre todo si son low cost. Ese vestido cuyo bajo comenzó a deshilacharse y que sabes que nunca tendrás tiempo para coser, o ese jersey con el lateral destrozado de tanto rozar con el bolso.

Ya he apartado la ropa que no uso, ¿qué hago ahora con ella?

Tienes muchas opciones a tu alcance: la que esté en buen estado puede regalársela a amigas que sepas que sí le van a dar uso, o donarla a la caridad para echar una mano a aquellos más necesitados de ella que tú; la que no esté en buenas condiciones siempre puedes llevarla a reciclar.

Y una vez que tengas tu armario despejado haz lo posible por mantener el orden a medida que vayas añadiendo las nuevas incorporaciones a tu fondo de armario. En estos vídeos de nuestro Videoblog te contamos un par de trucos para que aproveches al máximo cada percha.


Siguiente post:
Post anterior:
Este artículo fue escrito por
Hay un comentario para este artículo
  1. Pingback: Consejos para sacar el máximo partido a las rebajas | BPrimeriti

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *