Las piscinas naturales más hermosas del mundo

Las piscinas naturales más hermosas del mundo

Para hacerte más llevadero el lunes si te toca trabajar y aún no has podido escaparte de vacaciones, hemos querido empezar la semana haciendo una recopilación con algunas de las piscinas naturales más hermosas del mundo. ¡Deja volar tu imaginación hacia estos paradisíacos lugares y fantasea con un refrescante chapuzón en cada uno de estos parajes únicos!

Pamukkale significa castillo de algodón en turco. Sus espectaculares piscinas naturales son el resultado de los movimientos tectónicos en la depresión de la falla de la cuenca del río Menderes. Sus aguas termales son una de las grandes atracciones turísticas del sudoeste de Turquía, y las capas de piedra caliza y travertino son las responsables de su apariencia de cascada helada.

Pamukkale piscinas naturales en Turquia

Las piscinas de la Laguna Azul (Blue Lagoon), en Islandia, no son las más apropiadas para refrescarse durante el verano debido a que sus aguas alcanzan los 37ºC aunque el contraste con la temperatura exterior, de unos 10ºC, puede ser muy estimulante además de bueno para la circulación. Sus aguas termales tienen efectos curativos incluso con personas afectadas por soriasis.

Piscinas naturales de Blue Lagoon Islandia

El valle de Huanglong en la provincia de Sichuan (China) ha sido declarado reserva de la biosfera y patrimonio de la humanidad por la Unesco. Las algas y bacterias de sus embalses con las responsables de los inusuales colores de sus piscinas, que van desde el verde y el azul hasta el naranja o el amarillo.

Piscinas naturales Huanglong China

Si viajas a México no dejes de visitar alguno de sus incontables cenotes. La palabra cenote viene del maya y significa caverna con agua. Estos estanques naturales pueden estar a cielo abierto, semiabiertos o bien ser completamente subterráneos.

Cenotes en Mexico

Es fácil confundir las imágenes del río Makarora con las de las aguas de alguna playa caribeña. Este río de la costa oeste de Nueva Zelanda se caracteriza por sus hermosas aguas de color turquesa en medio de un bosque de hayas.

Piscinas naturales del rio Makarora en Nueva Zelanda

Pero no tenemos que irnos a las antípodas para disfrutar del encanto de las piscinas naturales, también podemos hacerlo en Porto Moniz (Madeira, Portugal) o en La Maceta (El Hierro, Canarias) si buscamos darnos un chapuzón con hermosas vistas al Atlántico.

Piscinas naturales de Porto Moniz Piscinas naturales en la Maceta El Hierro Canarias

¿Qué te parece nuestra selección de piscinas naturales? ¿Cuál de ellas te gustaría visitar? ¡Cuéntanoslo en un comentario!

Siguiente post:
Post anterior:
Este artículo fue escrito por
Hay un comentario para este artículo
  1. Pingback: 5 piscinas insólitas para darse un chapuzón | BPrimeriti

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *