El trikini ha muerto: ¡larga vida al bañador retro!

El trikini ha muerto: ¡larga vida al bañador retro!

Los trikinis se hicieron un hueco entre las tendencias veraniegas favoritas hace varias temporadas, a base de prometernos cosas que al final no han sido capaces de cumplir. Nos prometían al final el híbrido perfecto entre el bañador y el bikini, aunando en esta prenda supuestamente perfecta las ventajas de uno y de otro.

Nos prometían estilizar nuestra figura al mismo tiempo que nos brindaban la comodidad del bañador sin tener que sufrir tantas marcas como nos dejaba este último, y nos aseguraban también que se encargarían también de estilizar de forma mágica nuestra silueta. Esta ha sido quizá una de las mentiras más crueles del trikini, ya que si algo nos ha quedado más que claro es que esta peculiar y original prenda de baño solo sienta bien a mujeres con un físico privilegiado. 

Trikinis demode

No busques en un trikini un aliado con el que sacarte partido si eres propensa a las curvas y quieres disimularlas un poco, ya que los trikinis sirven más bien para todo lo contrario: acentuar el efecto curvilíneo en mujeres de silueta rectangular o chicas muy delgadas a las que no se le marque de forma natural la cintura. Si tienes algún que otro michelín un trikini puede ser un verdadero delator por culpa de esas tiras que se clavan donde no deben.

La comodidad prometida por los trikinis también es bastante discutible, y si quieres comprobarlo solo tienes que meterte en el mar llevando uno puesto: verás que todas esas tiras y piezas de tela asimétricas que tan estéticas y originales te resultan fuera del agua tienden a desplazarse con el vaivén de las olas, haciendo que cueste mantenerlas en su sitio incluso más que si se tratara de un bikini de cortinilla. Y aunque puede que al tomar el sol un trikini deje menos marcas que un bañador convencional, lo cierto es que estas son tan irregulares y asimétricas que el resultado puede acabar siendo incluso más antiestético.

¿Qué opción tenemos si no queremos enfundarnos en un trikini ni en un bikini convencional? ¡Apostar por la tendencia de los bañadores retro! Esta corriente va ganando fuerza ya que es una de las más favorecedoras. No tenemos más que pensar en esas míticas imágenes de Marilyn Monroe en la playa, o en esas chicas pin-up de los calendarios de los años cincuenta. Los bañadores y bikinis de inspiración retro son perfectos para estilizar nuestra silueta y mantener a raya nuestras curvas, y con unos shorts vaqueros y unas sandalias de cuñas formarán el look perfecto para tomarte un cóctel en tu chiringuito preferido.

Tendencias banadores retro

Elijas el traje de baño que elijas toma nota de nuestro truco a la hora de ir a comprarlo: si no te ha dado tiempo de tomar el sol antes de ir a probarte bañadores empieza a aplicar un autobronceador desde unos días antes. ¡Te verás mucho más favorecida! (El autobronceador no te protege de los efectos nocivos de los rayos solares, así que no olvides aplicarte un protector cuando por fin estrenes tu nuevo bañador).

Te dejamos unas imágenes con algunos de los modelos de inspiración retro que puedes encontrar en la zona de moda baño de El Corte Inglés.

Banadores retro El Corte Ingles

Siguiente post:
Post anterior:
Este artículo fue escrito por
Hay un comentario para este artículo
  1. Pingback: Tu estilista: cómo llevar un bañador retro | BPrimeriti

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *